VULCANUS DIGITAL

VULCANUS DIGITAL

Journalismus und Kommunikation

El concepto de la subseción histórica. Algunas caraterísticas generales y particulares de la ideología de las clases dominantes en nuestro Continente

Jose Pablo Quevedo

José Pablo Quevedo

José Pablo Quevedo, Bernau -Alemania
En el movimiento histórico social general, decimos, hay una forma de movimiento continuo y discontinuo, hay formas transitorias, y procesos evolutivos y revolucionarios. En nuestro Continente, como se sabe, los procesos de continuidad social, fueron interrumpidos por la conquista, por la introducción de un sistema social antagónico, una máquina de exterminio material y espiritual de nuestros hombres originarios, una forma de reproducción de una economía parasitaria semifeudal y esclavista y que trasmitió valores que se sustentaban en una ideología irracional. Sobre todo, este organismo social se introdujo, en la etapa que se desarrollaba el mercantilismo capitalista en Europa, el cual posteriormente fue el mismo sepulturero del Estado feudal español.
La subseción histórica es un término o categoría histórica filosófica-social, que nos permite recepcionar, como un organismo económico-social antagónico (o una formación económica-social antagónica en decadencia), pero en otro nivel de desarrollo histórico se implanta a otro, organizado socialmente en una  economía natural, y de esa manera lo trasgrede en su propio desarrollo, lo deforma y le implanta características propias que pertenecen a ese sistema.
Ese organismo económico social  que se introduce por la violencia, hace mutar y condiciona al segundo, asimismo, le implanta sus relaciones de producción económicas, su nivel de fuerzas productivas y su ideología enajenante a nivel colonial.
Como sabemos, mediante esta fusión antagónica de la conquista y su poder, se promovió un proceso de interrupción y de desarrollo histórico en nuestro Continente, y que después a lo largo de un proceso de desarrollo histórico todavía estamos viviendo sus consecuencias, las cuales aún se reflejan en la actualidad, tanto en los manejos de la economía como en la política entreguista y neoliberal de algunos de nuestros países.  En nuestro Continente, este hecho histórico, ha hecho sufrir toda una serie de mutaciones económicas, sociales y políticas que se reflejan en nuestras formas de vida y de pensar.
 1.-En nuestro Continente, esa relación de dominio total se ajusta desde el „descubrimiento-conquista- y su trasmutación a través de diversas etapas históricas de desarrollo, y que según mi entendimiento, están aún contenidas y  diferenciadas hasta en la etapa moderna. Esta subseción está presente desde la conquista, la etapa virreynal, la independencia formal y la republicana moderna.
Mediante la conquista y la introducción del dominio colonial por la violencia, se crean las bases de la ocupación y la expropiación sistemática de los territorios aborígenes, se desarrolla el aniquilamiento físico y cultural de cientos de etnias, por lo tanto, la subseción está determinada por la imposición histórica que nace de las formas transplantadas de la economía colonial y que es establecida por las clases dominantes europeas, y que en muchos casos se refleja en las formas variadas y actuales de pensar, y sobre todo,  en función de la política neoliberal.
En cuanto a sus etapas, ellas están caracterizadas por la implantación del sistema de dominio colonial en su forma „semifeudal“ y „semiesclavistas“ o de esclavitud  y bajo las nuevas relaciones establecidas  por esa economía  y dominio de poder colonial. La semifeudalidad y la esclavitud, entonces, pasan a ser los determinantes y los que establecen en la totalidad de nuestro Continente sus formas antagónicas de producción económica-social.
En cuanto a la forma ideológica para la imposición del poder también podemos distinguir algunos de sus rasgos importantes:
b) La creación de una falsa consciencia (religiosa), que debe de servir como reflejo y la interpretación de la realidad social Continental y para perpetuar el dominio absoluto del poder de la Iglesia católica y sus dogmas, y para el dominio de las clases dominantes. No olvidemos, que en la época colonial España impone ideológicamente la escolástica, fomentó la Inquisición y la contrareforma. Es decir la determinancia de la ideología del vencedor en su unidad política y religiosa.
b) La creación de una consciencia mitológica Continental, basada en los valores griegos y romanos, con lo cual la realidad tal como es no debía de ser tomada en cuenta, pero si trasgredida. Ello se puede ver en el „Diario de Colón“ y desde los primeros discursos del Almirante Colón al entrar en contacto con los aborígenes de nuestro Continente. La realidad así, resulta un Invento en su fusión con las ideas determinantes y la Literatura, la cual más adelante, a través del navegante Pedro de Orellana y el descubrimiento del Orinoco, se va a trasmitir a Europa y se va a llegar a excesos de la fantasía, y hasta la creación de algo sumamente irracional en las formas de pensar.
En la unidad de la ideología feudal, la escolástica religiosa, los valores griegos y romanos, el pensamiento sobre otra realidad Continental desconocida, se recepciona o sólo existe en un entendimiento fabulado, un entendimiento inventado. Este Continente resulta, entonces siendo el reflejo invertido de la realidad, siendo un invento de las mentes de las clases dominantes, con ello, la realidad es trasgredida en sus formas reales y existentes. La realidad resulta un invento, la realidad es deformada, y por eso, la forma de pensar de estas clases dominantes es una forma falsa de consciencia social en tanto al conocimiento como a su praxis. La ideología predominante del vencedor en un mundo invertido y ajeno a la propia realidad Continental es una subseción ideológica en la historia Continental de América. Esa ideología solamente es un instrumento de dominio para establecer sus diferentes formas de  justificación de sus intereses como clases dominantes.
Las características ideológicas de la subseción:
Basamento ideológico mediante la escolástica y de una jerarquía de autoridad.
La justificación de la doctrina de la Iglesia católica, la enajenación religiosa para justificar la explotación.
La eliminación de otras formas de pensar y la imposición del poder a través de las leyes de la Iglesia católica y sus instrumentos de justicia, de persecución y de tortura.
El racismo como un fundamento ideológico, el cual se esconde en sus diversas formas ocultas hasta en nuestros días.
Toda una serie de formas antiracionales y anticientíficas para pensar y poder valorar la realidad. Las creencias y valores religiosos como medida absoluta para entender la realidad:  La obediencia hacia la autoridad religiosa y simplemente en lo que ve la autoridad, y donde no se ve la realidad, se la excluye del resto como un acto arbitrario.
Características esenciales de la subseción histórica ideológica
 Este concepto está determinado por la unidad económica, social, y política de las clases dominantes desde una época histórica, y dentro de esa época están constituidos los elementos materiales e ideales determinantes que hacen posible esas relaciones de dominio. En el proceso de su desarrollo histórico podemos determinar su diferenciación histórica.
La esencia de la subseción histórica es antagónica y está formada por las clases que desde la época colonial han formado esta determinancia antagónica de la economía, los tipos sociales antagónicos y sus formas idelógicas enajenantes. Esas clases solamente han mutado hasta la actualidad.
Entre las características más importantes de acuerdo a su esencia histórica podemos relacionar algunos aspectos de esta subseción histórica:
 a) Ligado también al determinismo económico, político colonial, se suma la  eliminación o el exterminio físico y cultural de los aborínenes de nuestro Continente en los territorios conquistados y anexados mediante la agresión de la conquista o las leyes coloniales. Muchos territorios e islas que describe el Almirante Colón desde sus primeros viajes, después de la limpieza étnica de los aborigenes o de los que „no llegan a la razón“, segun la políticas de los principes de la iglesia católica, quedaron vacías y listas para la llegada de los esclavos africanos, como las nuevas fuerzas de trabajo de explotación brutal.
O como F. Engels escribe: „…Und als dann Kolumbus dies Amerika entdeckte, wußte er nicht, daß er damit die in Europa längst überwundne Sklaverei zu neuem Leben erweckte und die Grundlage zum Negerhandel legte.“ …Y cuando después Colón descubrió América, no sabía, que en la Europa donde había desaparecido la esclavitud fue puesta nuevamente en vigencia, y fue el fundamento para el comercio de los negros“
Traducción del ensayista fue tomada de  F. Engels, Dialektik der Natur, Marx/Engels, Werke, Band 20, Seite 453-454.
La República moderna todavía en su esencia no ha podido solucionar este problema en los territorios en donde se asientan en parte algunas de estas naciones aborígenes. Las inmensas riquezas que cuentan estos territorios, no permiten a las clases que gobiernan esos países,  dar leyes o disposiciones que les permitan a los aborígenes determinarse por ellos mismos. Ellos siguen siendo considerados por el estado antagónico, como seres que hay que seguir determinando, pero también sobre sus territorios.
b) El llamado sincretismo, o la mutación ideológica de los aborigenes en diversos centros culturales  de nuestro Continente, nos han sido otras cosas que los designios a través de la economía colonial y su poder, y que  los llevó mediante el castigo o la alienación a la toma de otros valores religiosos y creencias europeas. Ese sincretismo les permite a las clases conservadoras, imponer aún su espíritu, sus valores enajenantes y las imágenes de un reino inexistente, así como perpetuar sus privilegios y su poder.
c) Las formas falsas de consciencia social implementadas desde la colonia, las cuales se mantiene y continúan apareciendo a través de las congregaciones religiosas y sectas anglicanas y norteamericanas.
La subseción histórica como ideológia de las clases modernas explotadoras:
 Las clases dominantes tienen desde la ideología venida con las naves de Colón, una actitud regresiva conservadora frente a la historia y frente al hombre originario, para perpetuar su dominio: La enajenación religiosa, la invención de la realidad, la política de los medios  chances,  y la ambivalencia en sus raciocionios o formas de pensar actual, y otras formas de pensar que son anticientíficas,  contribuyen a una trasgresión de la realidad y conducen a la enajenación ideológica de los individuos.
 La invención de la realidad, es una forma falsa de consciencia, o consciencia subseciva que no refleja la realidad tal como es, sino es un acto subjetivo en donde la idea del sujeto es la que determina al objeto. El objeto de esta manera se convierte en un juego de la idea, de la fantasía o de la manipulación para una clase determinante. La invención de la realidad forma parte de la ideología subseciva conservadora.
En esta realización las clases sociales se basan en un mismo esquema, de ver lo que otros no ven, y el objeto pasa a ser la idea del sujeto, la cual se fundamenta bajo principios que determinan la autoridad.
 La trasgresión de la realidad se da cuando a ella solamente se le inunda de fantasías, de quimeras, y la idea pasa a determinarla arbitrariamente a ella. En estos tiempos modernos, ese mecanismo ha sido perfeccionado, cuando a través de la idea para la agresión militar de las potencias imperialistas hacia otros pueblos, se usa los ordenadores y las computadoras y se manipula datos y fotos, y las imágenes pasan a mostrar un acto ficticio e ilegal del país, al cual se desea agredir.
* José Pablo Quevedo, es Poeta, Escritor y Ensayista, Tiene publicados 10 libros entre poesías y cuentos, figura en má de 50 antologías de poesías en diversos países de América Latina, España, Francia y Alemania, ha sido traducido a 6 idiomas.
Print Friendly, PDF & Email

Comments are closed.

 

Walter Trujillo Moreno en Poemas del Alma


 Traduzca la página / Translate the page / Übersetzen Sie die Seite

Contacto: info[a] vulcanusweb.de